Procrastinación y el Conde Lucanor


¿Qué tienen que ver un libro escrito en 1330 con una palabra que aún no figura en el diccionario?
¿Qué tiene que ver un antiguo libro que aún se lee en los institutos españoles, con el hábito de dejar todo para luego?

Ayer, mientras viajaba en coche con mi esposo y mis hijas, una de ellas iba haciendo un trabajo sobre el libro de El Conde Lucanor. Me pasó el libro para buscarle algo de información y como yo también lo había leído siendo una adolescente, comencé a leerlo porque no recordaba de que iba. Y me sorprendió gratamente encontrar un relato sobre la procrastinacion

Les dejo un cuento que a pesar de tener más de 680 años, aun no hemos aprendido...

De lo que le pasó a una Golondrina con las otras aves cuando vio que sembraban lino.

Un día el Conde hablaba con su consejero Patronio y le dijo:

-Patronio, me han dicho que algunos de mis vecinos, que son más poderosos que yo, preparan trampas y engaños para perjudicarme. Yo no lo creo, ni temo nada, pero como sé de vuestro entendimiento, quisiera que me dijeras si debo hacer algo.

-Señor conde Lucanor, -respondió Patronio-, para que hagáis lo que yo creo que deberías hacer, me gustaría que supierais lo que le sucedió a la golondrina con las otras aves.

El conde le pidió que le contara el suceso.

-Señor conde -dijo Patronio-, la golondrina vio que un hombre sembraba lino y pensó que aquel lino serviría para tejer redes y lazos con los que cazar aves. Po eso reunió a las demás aves y les advirtió que si aquel lino crecía sería para causarles daño y cazarlas, por lo que propuso que no lo dejaran crecer, porque las cosas son más fáciles de arreglar al principio que después, cuando ya ha pasado un tiempo. Pero las otras aves pensaron que exageraba y no le hicieron caso, a pesar de su insistencia, y el lino iba creciendo, hasta que llegó un momento en que no lo podían arrancar ni con las garras ni con los picos. Y entonces lamentaron mucho su actitud, pero sus lamentos no sirvieron de nada.

"Antes de que pasara esto, al ver la golondrina que no le hacían ningún caso, inconscientes de lo que se les venía encima, fue a encontrar al hombre y se puso bajo su protección y se ganó su seguridad, para ella y su descendencia. Y desde entonces hasta hoy viven las golondrinas al lado de los hombres y no los temen. En cambio, las otras aves que no se quisieron proteger a tiempo, son cazadas cada día con redes y lazos.

- Y vos, señor conde Lucanor, si queréis resguardaros del daño que veis que os puede venir, protegeos y ponedle remedio antes de que suceda, ya que es lógico que, ante cualquier señal o amenaza, se tomen medidas de prevención para evitar el daño..

El conde actuó siguiendo el consejo de Patronio, y todo le fue muy bien.

Y como don Juan entendió que el cuento era muy bueno, lo hizo escribir en este libro, y compuso unos versos que dicen asi:

Desde su inicio hay que atajar
las dificultades que pueden llegar. 
Del libro El Conde Lucanor, de Don Juan Manuel (texto adaptado por Antoni Dalmases) 

Ver un posible problema y no hacer nada.
Tener algo que resolver y dejarlo pasar
Posponer temas importantes...
Dejar los estudios para el ultimo día.... son circunstancias en las que actuamos como las otras aves. Es necesario ser proactivo, actuar antes de que las circunstancias se empeoren para luego no tener que lamentarnos....

Recuerda, cuanto menos cosas pendientes tengas, más libre y feliz te sentirás. Concluye hoy eso que te preocupa. Hazte cargo hoy de eso que te tiene sin dormir. Empieza. Cualquier paso es mejor que ningún paso.

Viki Morandeira
Tu Coach Personal
Contacta conmigo