Confianza un arma poderosa

como tener confianza en uno mismo

¿Te has fijado que hubo momentos en tu vida en los que nada te fue imposible?
¿Recuerdas situaciones de tu pasado en las que tus logros pudiste hacerlos realidad? 

No es nuestro tamaño lo que determina nuestros resultados, sino nuestro valor, creernos capaces de conseguirlo, sacar los dientes, mostrar los dientes a nuestros retos e ir a por ellos. 

Deja de lado tu diálogo interno negativo, olvida el pesimismo. 

¿Qué necesitas para ser exitoso? 
Dominar tu autoconfianza
Tener un proyecto, una meta. 
Aprender de tus errores.
Empezar a caminar, siempre, sin procrastinar.
No abandonar, ni rendirte.
Asumir que tu objetivo es real y realizable.
Asumir que hacerlo realidad depende de ti.
Pagar el precio de tus metas. 
No rendirte, no abandonar. 
Ser consciente de tu comunicación interna.
Cambiarla cuando no sea productiva ni beneficiosa.
Aprender, siempre aprender  y seguir creciendo.
No ABANDONAR, No RENDIRTE, NUNCA. 
Asumir el miedo como una señal para la acción.
Comprometerte con la meta y no dejarte influir por un resultado negativo transitorio.
NO RENDIRTE NUNCA, NO ABANDONAR JAMAS.
TUS METAS DEPENDE DE TI. 

Tu comunicación interna es la que te mueve, a pesar de las circunstancias, a pesar de lo que digan los demás, a pesar de las dificultades. 

Todo emprendedor puede parecer un soñador, un iluso, un loco, hasta que su sueño lo transforma en realidad, hasta que su sueño deja de ser una locura y se transforma en una manifestación de tu genio interno. 
Quienes cambian su realidad son quienes asumen su responsabilidad para cambiarla. Tú puedes asummir esta responsabilidad. Puedes diseñar tu vida. Fijarte metas. NO ABANDONARLAS NUNCA.

Ser flexible, encontrar soluciones y no dejarte vencer por los problemas. 
Crecer más que los problemas.

Asumir que tu meta requiere tiempo y compromiso, que es una carrera de fondo, una carrera con un final y que si no te rindes, llegarás. Esa es la realidad del triunfador. Es la realidad de las personas exitosas y tú no eres diferente. Tienes dos manos, dos piernas, una mente maravillosa, con ideas y ganas de vivir mejor. Tus metas están ahi, ahora, ve a por ellas. 

viki morandeira



Tu Coach Personal