Dejar de ser negativo es Posible y Saludable



Si eres alérgico a la lactosa, ¿te cuidas de tomarla, verdad?
Si eres alérgico a las abejas, ¿no te dedicarías a criarlas, verdad?

Pues bien, quiero que tomes al Pensamiento Negativo, como algo a lo que eres alérgico. Qué huyas, que no lo consumas, que no lo alimentes, que no lo fomentes. Verás como tu vida cambia, ¡a mejor!

Y a pesar del daño que nos hace el pensamiento negativo, seguimos dándole lugar en nuestra mente, seguimos permitiéndole consumir nuestros minutos, nuestras horas, nuestras vidas. Vamos a analizar juntos, los 6 patrones de pensamientos negativos, para que detectes por ti mismo, los que usas. 

1.- Yo no tengo suerte. Si eres de esas personas que se la pasan diciendo que a ellas nunca les pasa nada bueno, que las oportunidades siempre son para otros, que la vida no les sonríe, que algunos nacen con estrella y que tú has nacido estrellado... siento decirte que no me extraña que te vaya mal en la vida. Cuando nos convencemos que nada bueno nos va a pasar a nosotros, nos resignamos y no nos esforzamos por conseguir otra alternativa. Te encuentras en un círculo vicioso, en el que tu creencia de que para ti no ha sido hecha la fortuna o el éxito, te condena a no tener ni la uno ni lo otro. 

2.- La vida es una mierda. Todo lo que emprendas, lo emprendes pensando que saldrá mal. Piensas que no te tomarán en esa entrevista de trabajo. Qué la persona que te gusta no te hablará. Esperas que todo lo que te ocurra sea malo o peor. Otra vez.... lamento decirte, que si vas mirando al suelo, seguramente verás muchas m... El problema no es la vida, piénsalo, sino donde vas mirando tú.

3.- Se lo que piensas. Miras a los demás, y tienes el don de leerles la mente. Por lo general, lo que sus mentes dicen, es que tú eres un idiota, que no vales para nada, que no sirves ni para matar moscas. ¿Sabes? Si te empeñas en ser adivino, te aseguro que ya puedes ir cambiando de profesión, porque la gente suele ir pensando en sus cosas y no pensando en nosotros... no somos el obligo del mundo. Ten cuidado con este patrón, porque puede llevarte a la Fobia Social.

4.- Debería, podría, tendría. Sabes, porque lo piensas, qué deberías hacer para mejorar tu vida. Sabes, que puedes hacerlo, porque incluso lo comentas con los demás. Sabes que no te queda otra opción, porque tienes que hacerlo...pero.... lo harás el año que viene, lo harás cuando se den las condiciones propicias, lo harás en el momento oportuno. Si piensas así, lamento comunciarte que no existe en ningún calendario EL MOMENTO. Tu vida... pasa de momento.. como dicen los Aslandticos en su canción. 




5.- Conclusiones y Juicios sin base. Si eres de las personas que con solo mirar a los demás puede decir de qué pie cojea, si vas por la vida poniéndoles etiquetas. Si antes de intentar nada ya has concluído que esa oportunidad no es tal, ten por seguro que te pierdes vivir infinidad de experiencias, pierdes conocer a personas excelentes.... y lo que es peor, te pierdes de saber hasta donde podrías ser capaz de llegar en tu vida si dejarás de adivinar el futuro. 

6.- Todos es culpa mía. Tienes la culpa de que tus relaciones sean un desastre. Tienes la culpa de no tener un mejor trabajo. Tienes la culpa de lo que le pasa a los demás, incluso, es culpa tuya el calentamiento global y la crisis mundial. ¡Vamos! Si solo te vez culpable de lo malo, es porque no te has detenido a fijarte de todo lo bueno que ha ocurrido gracias a ti.

Bueno, ¿Cómo te ha ido? ¿Te reconoces en 1, en 3, en todos? Estamos bien, entonces. :-)

Si te has podido reconocer en alguno de ellos has dado el PRIMER PASO para cambiarlo. ¡Te Felicito!
Ahora toca dar los siguientes, si es que quieres cambiar para mejor tu vida.

Si como espero, no eres negativo las 24 horas del día, entonces, el SEGUNDO PASO es darte cuenta de en qué momentos estás usando estos patrones de pensamiento negativo. Si es en el trabajo, o en casa, o en relación con un nuevo proyecto, o con una persona en particular.

El TERCER PASO consiste en cambiar de patrón de pensamiento. Es normal que ahora estés pensando:
¡Eso es imposible!- te comprendo. Si llevas años usando esos patrones ineficaces y dañinos para tu vida, no vas a levantarte de tu silla y gritar: ¡Yo Puedo Hacerlo! El tercer paso, no es un paso, sino un camino. Un sendero que has de recorrer paso a paso, día a día, de forma consciente. Cada vez que te "sorprendas" usando tus patrones negativos, puedes "comprometerte" a reemplazarlos por los positivos. Por ejemplo.

Cuando me entrevisten para ese trabajo, y me pregunten sobre mi nivel de inglés ya no me darán el trabajo. Si te das cuenta de tu patrón negativo. Detente. Respira profundamente y conéctate con todo lo bueno que hay en ti, con todas tus capacidades, con aquellas cosas que sabes que haces bien. Deja ir el pensamiento negativo, no lo alimentes e irá muriendo lentamente. En cambio, llénate de esperanzas, llénate de tus propias capacidades, de autoconfianza, háblate dándote ánimos en lugar de hundirte.
Resumiendo:
1º Reconocer los patrones negativos.
2º Ser consciente de cuando los usas
3º Compromete a cambiarlo por un pensamiento positivo inmediatamente
4º Sigue, continúa, hasta que desaparezca el antiguo patrón.


En pocas semanas, verás como has podido dominar esta habilidad, como la vida ha cambiado completamente, como gracias a tu perseverancia, has conseguido ser mucho más feliz. Ahora que lo sabes, puedes hacerlo. No ocurrirá de un día para el otro. Es cuestión de empezar, intentarlo, día tras día, hasta conseguirlo. Si no lo intentas ya has perdido la batalla.

Si quieres podemos trabajar juntos para aplicar algunos ejercicios de PNL que te ayudarán a potenciar tus habilidades, a cambiar mucho más rápidamente de negativo a positivo, con un chasquido de dedos. Tu vida, una mejor vida, vale el esfuerzo, ¿o no?

Viki Morandeira
Tu Coach Personal