Descubre tu Vocación.


























Desde la enseñanza tradicional y desde muchas familias, se nos ha guiado siempre a la obtención de un título, de una profesión, que generara el suficiente ingreso para vivir, y si era posible, que además, nos gustara.

Cuando ponemos nuestro "gusto" en segundo lugar, lo estamos condenando al olvido. ¿Quién se acuerda de quien quedó segundo en el Open de Australia el año pasado? o ¿Quién fue el segundo en volar un avión? o ¿Qué empresa fue la segunda en clonar un animal?

La diferencia entre estar en primer lugar y estar en segundo es abismal, a la vez que ínfima.

Me explico: en una carrera de caballos, el que sale primero se lleva el mérito, el dinero, la copa y la foto. El que llega en segundo lugar, aunque solo sea por una cabeza, no recibe más que el olvido. En recompensa, la diferencia es abismal, y en distancia es ínfima.

Aunque la verdadera diferencia está en hacer las cosas por pasión. Encontrar aquello que nos apasiona es encontrar nuestra vocación.

Procura poner en primer lugar tu VOCACIÓN.

Si no lo tienes muy claro, estas preguntas son básicas para saberlo es:

  1. ¿A qué te podrías dedicar toda tu vida si aburrirte?
  2. ¿Qué harías o a qué te dedicarías gratis, aunque no te pagaran?
  3. ¿En que estás invirtiendo ahora mismo tu tiempo, fuera del ámbito laboral, y disfrutando con ello?
  4. ¿En que actividades despliegas toda tu energía?
  5. ¿Cuándo hablas de "qué" se te ilumina el rostro y no puedes dejar de hablar?
  6. ¿Con qué sueñas despierto? ¿Qué te imaginas haciendo?
  7. ¿Sobre qué escribirías un libro?




Nunca es tarde para llegar a ser lo mejor que podrías haber sido
George Elliot


Si estás disfrutando de tu profesión, perteneces a un pequeño porcentaje que ha sabido seguir su verdadera vocación. Felicidades!!!

Viki Morandeira
Coach Personal